Que son y para que valen las láminas de control solar

//Que son y para que valen las láminas de control solar

Que son y para que valen las láminas de control solar

Si queremos tener un edificio inteligente una parte que no debemos olvidar son las ventanas, ya que a través de su tratamiento podemos transformar el ambiente y la seguridad del edificio. Para ello contamos con la tecnología 3M en láminas para ventanas que permite con su instalación que los cristales trabajen para su beneficio.

¿Cómo? Gracias a la nanotecnología que incorporan y que nos pueden aportar control solar, seguridad o protección en función del tipo de lámina seleccionada.

Las láminas de control solar ahorran consumos, reduciendo o evitando fugas de calor

En España los modelos de láminas más demandados son los destinados al control solar, aquellas que permiten un elevado rechazo del calor reduciendo así considerablemente la temperatura en el interior del edificio. También existen dentro de esta tipología las que trabajan para evitar las fugas de calor, estas son conocidas como de baja emisividad. Con ambos modelos conseguiremos un importante ahorro económico y reducir el impacto ambiental del edificio, pues lograremos en el primer caso reducir los gastos de aire acondicionado y en el segundo los de la calefacción, e incluso es posible obtener con una combinación de láminas la suma de los dos resultados.

Está claro que la principal misión de estas láminas 3M es mejorar el ambiente en el interior del edificio, el confort de las personas, al mismo tiempo que dotar a las instalaciones de una magnífica eficiencia energética, pero eso no es todo.

Otra importante ventaja que nos ofrecen es la disminución de la decoloración y la degradación de los materiales, ya que reduce los rayos ultravioletas, responsables de estos procesos, hasta en un 99,9%. Así podemos proteger el mobiliario, los escaparates o cualquier objeto manteniendo durante más tiempo su vida útil y color.

A esto se suma que también se consigue reducir el impacto de luz de forma directa, disminuye los brillos y reflejos, lo que repercute en un menor esfuerzo ocular por parte de los ocupantes del lugar. Dicha mejora es especialmente útil en oficinas donde se trabaja con ordenadores, al evitar el impacto de la luz en las pantallas mejorando la visualización de estas. También es muy útil en tiendas, tanto para trabajadores como compradores, ya que permite ver con mayor claridad el producto a vender/comprar y se mejora el confort de estas personas haciendo más factible la intención de compra.

Un punto sobre el que nos suelen preguntar es cómo afectan a la estética del edificio, esto varia de un modelo a otro y del objetivo que se quiere obtener, ya que en función a ello cambiaría su tono. Por ejemplo, si se quiere retener solo calor estas pueden ser prácticamente invisibles, mientras que si queremos retener la entrada de luz al interior tendrán un tono más oscuro o espejada.

 

Las láminas de protección hacen el cristal más resistente y seguro para las personas

Dejando a un lado las láminas de control solar, las más empleadas en España, existen otro tipo de láminas 3M. En primer lugar, las láminas de protección que nos protegen al darle más resistencia al cristal siendo una especie de escudo ante lluvia, granizo, viento y lo que este pueda arrastrar, también son muy útiles ante catástrofes naturales de mayor envergadura como un terremoto. Además, si el cristal llega a romperse en pedacitos estas láminas los retienen, evitando que salgan despedidos a gran velocidad y reduciendo considerablemente que puedan causar daños a personas u objetos.

Las láminas de seguridad protegen las instalaciones de actos vandálicos o explosiones

Y en segundo lugar existen las láminas de seguridad. Estas sirven para proteger nuestras instalaciones ante ladrones, ya que dificulta el trabajo que tienen que llevar a cabo para romper el cristal aumentando el tiempo y, por ende, las posibilidades de que desistan. También protegen ante explosiones, ya que reduce la onda expansiva y así la fuerza con la que saltan los cristales como metralla que puede causar daño. A la vez son útiles contra el vandalismo al colocarse en parte exterior, por ejemplo, si alguien estampa un grafiti o lanza ácido será más fácil la reparación puesto que solo hay que cambiar esta lámina, algo más sencillo, rápido y barato que cambiar el cristal.

Es posible conseguir combinar estos 3 grandes tipos de láminas (control solar, seguridad y protección) según las funciones que deseamos que se cumplan. Además, según los modelos seleccionados podemos obtener otros beneficios. Por ejemplo, con el modelo Night Vision, uno de los más novedosos, se reduce la reflexión del vidrio, esto quiere decir que durante el día desde el interior del edificio puedes ves perfectamente el exterior, pero desde el exterior aunque el cristal es transparente no, ya que se ve uno reflejado en el cristal al haber más luz en el exterior que en el interior; ahora bien por la noche al encender la luz se cambian los papeles, es decir, desde el interior te ves reflejado y desde el exterior ven lo que hay en el interior. Con las láminas de visión nocturna se minimiza este conocido efecto espejo y permitiendo algo de visibilidad al exterior.

 

En cuanto a la instalación de las láminas 3M, desde Emiliano Martín como Master distribuidores de las mismas, siempre recomendamos que lo realice un instalador homologado por dos motivos especialmente: uno nos aseguramos la correcta instalación del producto, con un estudio previo de las ventanas donde se desea colocar y evitando así que pueda romperse por tensión térmica, dos nos beneficiamos de este modo de una garantía especial del fabricante que puede llegar hasta los 15 años en función del tipo de lámina seleccionada. Si es necesario desde nuestra compañía podemos poneros en contacto con instaladores homologados ubicados en vuestra zona.

 

julio 20th, 2018|Categorías: Materiales|Etiquetas: |Sin comentarios

Deje su comentario

no